El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Inicio Nosotros TV Online Paraguay Contactos Idioma:
Galería de Artes Visuales
(Lista de Autores en Orden Alfabético)
  Galería de Literatura y Ciencias
(Lista de Autores en Orden Alfabético)
Powered by
Seguinos:
Héctor Da Ponte

  MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, 1941 (Óleo de HÉCTOR DA PONTE)


MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, 1941 (Óleo de HÉCTOR DA PONTE)

MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL

GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, REVISTANDO TROPAS PARAGUAYAS

EN EL CUARTEL GENERAL, EN PASO PACÚ, PARA LA

BATALLA DE TUYUTÍ

Óleo del artista HÉCTOR DA PONTE

 

 

*****************************

 


DATOS HISTÓRICOS DE LA GUERRA DEL PARAGUAY

CONTRA LA TRIPLE ALIANZA (1875)

por FRANCISCO ISIDORO RESQUIN

Dirección de Publicaciones de las FF.AA. de la Nación,

Imprenta Militar,

Asunción-Paraguay

1971 (157 páginas)

 



 

 

ÍNDICE

PRÓLOGO

PRIMERA PARTE

CAP. I - LÍMITES ENTRE EL PARAGUAY Y EL BRASIL, / LÍMITES PARAGUAYO-ARGENTINOS

CAP. II - COMIENZO DE LOS TRATADOS SECRETOS POR LOS PODERES DE LA TRIPLE ALIANZA CONTRA EL GOBIERNO DE LA REPÚBLICA DEL PARAGUAY / OCUPACIÓN DEL TERRITORIO ORIENTAL POR LAS FUERZAS BRASILEÑAS


PRIMERA ÉPOCA

PRIMERA SECCIÓN

CAP. III - PRINCIPIO DE LAS OPERACIONES DEL GOBIERNO DEL PARAGUAY CONTRA LOS PODERES DE LA TRIPLE ALIANZA / COMBATE. EN LOS PASOS FEO Y DESBARRANCADO. / ASALTO AL FUERTE DE COIMBRA / OCUPACIÓN DE CORRIENTES / CONTRAMARCHA DEL GENERAL ROBLES CON LA DIVISIÓN DEL SUD. / COMBATE EN EL PUERTO DE LA CIUDAD DE CORRIENTES / COMBATE NAVAL EN FRENTE DEL RIACHUELO. / COMBATE EN EL ESTRECHODE MERCEDES

CAP. IV - LLAMAMIENTO DEL CORONEL RESQUÍN, COMANDANTE DE LA DIVISIÓN DEL NORTE / DESTITUCIÓN DEL GENERAL ROBLES DEL MANDO DE LA DIVISIÓN DEL SUR / MOVIMIENTO DE LA DIVISIÓN DEL SUR / COMBATE EN EL PASO DE LAS CUEVAS. / REFUERZOS DE LA DIVISIÓN DEL SUR / EN URUGUAYANA / COMBATE EN EL MBUTUY / CONTINUACIÓN DE LA MARCHA / COMBATE DE YATAY / LA PERDICIÓN DEL COMANDANTE ESTIGARRIBIA CON LA DIVISIÓN DE SU MANDO / LA DESOCUPACIÓN DE LA PROVINCIA DE CORRIENTES POR LAS FUERZAS DEL PARAGUAY

 

SEGUNDA SECCIÓN

CAP. V - CAMPAMENTO DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA / COMBATE EN LOS CORRALES, A LA IZQUIERDA DEL PARANÁ / RECONOCIMIENTO DEL CANAL DEL RÍO PARANÁ POR LA ESCUADRA DE LA TRIPLE ALIANZA / ASALTO DE LA BATERÍA ENEMIGA DEL BANCO EN EL RÍO PARANÁ

CAP. VI - CONTRATO DE DOS VAPORES ACORAZADOS, EN EUROPA, POR DON CÁNDIDO BAREIRO, POR CUENTA DEL GOBIERNO DEL PARAGUAY

 

SEGUNDA PARTE

CAP. VII – PASAJE DEL RÍO PARANÁ POR LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA EN TERRITORIO PARAGUAYO / ABANDONO DEL CAMPAMENTO DE PASO DE LA PATRIA / SORPRESA DE LA VANGUARDIA DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA / ATRINCHERAMIENTO DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA EN TUYUTÍ / LA BATALLA DEL 24 DE MAYO DE 1866 / BOMBARDEO DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA EN TUYUTÍ POR EL EJÉRCITO PARAGUAYO ATRINCHERADO EN EL PASO DE LOS ESTEROS DE ROJAS / COMBATE DE YATAITY CORÁ / COMBATE DE PUNTA ÑARÓ / COMBATE DEL 18 DE JULIO / ASALTO DE LA TRINCHERA DE CURUZÚ Y SU TOMA A VIVO FUEGO

CAP. VIII - PROPOSICIÓN DE PAZ DEL GOBIERNO DEL PARAGUAY AL COMANDANTE EN JEFE DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA EN YATAITY CORÁ / COMBATE DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA SOBRE LAS TRINCHERAS DE LAS FUERZAS PARAGUAYAS EN CURUPAYTY EL 22 DE SETIEMBRE DE 1866 / DESINTELIGENCIA DE LOS GENERALES DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA / DETENCIÓN DEL MINISTRO NORTEAMERICANO POR EL ALMIRANTE DE LA ESCUADRA DE LA TRIPLE ALIANZA / NUEVO COMANDANTE EN JEFE DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA

CAP. IX - PROPOSICIÓN DEL MINISTRO NORTEAMERICANO EN NOMBRE DE SU GOBIERNO PARA UNA MEDIACIÓN ENTRE AMBOS BELIGERANTES PARA CORTARSE LA GUERRA SANGRIENTA / ABANDONO DE LA VILLA DE MIRANDA POR FUERZAS DEL PARAGUAY / COMBATE Y DERROTA DE LAS FUERZAS BRASILEÑAS A LA DERECHA DEL RÍO APA, EL 6 DE MAYO DE 1867. / COMBATE EN MACHORRA / COMBATE A LA IZQUIERDA DEL RÍO MBOTETEY / COMBATE EN EL POTRERO DE NIOAC

CAP. X - ABORDAJE Y RETOMA DEL VAPOR "JAURÚ" / SORPRESA, Y RETOMA DE CORUMBÁ POR LAS FUERZAS BRASILEÑAS

CAP. XI - EL SITIO DE LOS ATRINCHERAMIENTOS DE PASO-PUCÚ Y LA FORTALEZA DE HUMAITÁ POR LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA / MOVIMIENTO DE LOS EJÉRCITOS DE LA TRIPLE ALIANZA. / EL RELEVADO COMANDANTE EN JEFE DON BARTOLOMÉ MITRE REAPARECE EN TUYUTÍ DE BUENOS AIRES / RECONOCIMIENTO DEL EJÉRCITO ENEMIGO DE PARECUÉ POR LAS FUERZAS PARAGUAYAS

CAP. XII - DERROTA DE LAS FUERZAS DE LA TRIPLE ALIANZA EN TUYUTÍ POR UN PUÑADO DE PARAGUAYOS / PASAJE DE LOS ACORAZADOS BRASILEÑOS BAJO LAS BATERÍAS PARAGUAYAS DE CURUPAYTY ./ COMBATE DE LA GUARNICIÓN DE VILLA DEL PILAR POR FUERZAS SUPERIORES DE LA TRIPLE ALIANZA / COMBATE EN EL PASO DE LOS ESTEROS DE OMBÚ CON FUERZAS ENEMIGAS DE TUYUTÍ / COMBATE EN EL PARAJE DE ISLA TAYÍ / COMBATE EN EL PARAJE DE TATAYIBÁ CON  LAS FUERZAS ENEMIGAS DE PARÉ-CUÉ / COMBATE DEL BOQUERÓN EN EL POTRERO DE OVELLA POR FUERZAS DE LA TRIPLE ALIANZA / OCUPACIÓN POR FUERZAS CONSIDERABLES DEL ENEMIGO DEL PASO TAYÍ SOBRE LA BARRANCA DEL RÍO PARAGUAY PARA ARRIBA DE HUMAITÁ / COMBATE EN EL PASO DE TAYÍ, SOBRE LA BARRANCA DEL RÍO PARAGUAY ARRIBA DE HUMAITÁ / COMBATE POR FUERZAS PARAGUAYAS SOBRE LOS ATRINCHERAMIENTOS DEL ENEMIGO EN TUYUTÍ, / OCUPACIÓN DEL CHACO EN EL PASO DE TIMBÓ POR EL SITIO DEL ENEMIGO DE NUESTRAS POSICIONES DE PASO PUCÚ


TERCERA PARTE

CAP. XIII – RECEPCIÓN DE LOS REPRESENTANTES DE LOS HIJOS DE LA NACIÓN PARAGUAYA EN EL CAMPAMENTO DE PASO PUCÚ / EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA ARGENTINA, DON BARTOLOMÉ MITRE, SE RETIRA PARA SIEMPRE DEL CAMPO DE PARÉ-CUÉ A BUENOS AIRES / PASAJE DE LAS BATERÍAS DE HUMAITÁ POR LOS ACORAZADOS DE LA TRIPLE ALIANZA CONTRA EL PARAGUAY

CAP. XIV - LA MUERTE DEL GENERAL DON JOSÉ DÍAZ, JEFE DE LAS BATERÍAS DE CURUPAYTY / COMBATE EN EL REDUCTO DE LAGUNA SIERVA / ARRIBO DE TRES ACORAZADOS ENEMIGOS DEL PASO DE TAYI AL PUERTO DE ASUNCIÓN / COMBATE DE LAS POSICIONES DE LAUREL Y SU ABANDONO POR FUERZAS ENEMIGAS

CAP. XV - ABORDAJE DE LOS ACORAZADOS BRASILEÑOS ESTACIONADOS PARA ABAJO DE LA FORTALEZA DE HUMAITÁ / EL GENERAL EN JEFE DEL EJÉRCITO PARAGUAYO ABANDONA SUS LÍNEAS DE PASO-PUCÚ PARA OCUPAR SU NUEVA DEL TEBICUARY / RECONOCIMIENTO DEL PASO ESPINILLO, PASO PUCÚ POR FUERZAS CONSIDERABLES DEL ENEMIGO ATRINCHERADO EN EL CAMPO DE PARÉ CUÉ / COMBATE EN EL SAUCE A LA DERECHA DE NUESTRAS POSICIONES DE PASO PUCÚ POR FUERZAS ENEMIGAS DE TUYUTÍ / COMBATE EN EL PASO DEL TIMBÓ POR LOS ACORAZADOS ENEMIGOS DEL ESTRECHO DE TAYÍ

CAP. XVI - NUEVA ORGANIZACIÓN DEL CAMPO DE HUMAITÁ PARA SEIS MESES DE SITIO / OBSTRUCCIÓN COMPLETA DE NUESTRA FORTALEZA DE HUMAITÁ POR LAS FUERZAS DE LA TRIPLE ALIANZA / COMBATE ENTRE EL DESFILADERO DE ANDAY Y LAGUNA VERÁ EN EL CAMINO DEL CHACO / COMBATE POR LAS FUERZAS DEL TIMBÓ SOBRE EL REDUCTO DEL ANDAY QUE OCUPARON LAS FUERZAS ENEMIGAS / COMBATE EN LA GUARDIA DEL TIMBÓ EN, LA POSICIÓN DE YUACIHÍ / ABORDAJE DE LOS ACORAZADOS ENEMIGOS EN EL PASO DE TAYÍ PARA ARRIBA DE LA BATERÍA DE TIMBÓ / ASALTO DE LA FORTALEZA DE HUMAITÁ  POR  LAS FUERZAS DE LA TRIPLE ALIANZA / COMBATE DE ACAYUAZÁ EN EL CHACO A SABLE Y LANZA CON LOS ENEMIGOS DEL REDUCTO DEL ANDAY

CAP. XVII - ABANDONO DE HUMAITÁ POR NUESTRAS FUERZAS. / DEFECCIONES/ COMBATE EN EL PASO DE YACARÉ / ABANDONO DE SAN FERNANDO / COMBATE EN EL PASO DEL TEBICUARÍ / COMBATE DE SURUBIE/ PASAJE DE ANGOSTURA POR  LOS ACORAZADOS  ENEMIGOS/ MOVIMIENTO DEL ENEMIGO POR EL CHACO / COMBATE DE TORORÓ/ COMBATE DE AVAY

CAP. XVIII - COMBATE DE PIQUISYRY E ITÁ IBATÉ / CÉLEBRE INTIMACIÓN

CAP. XIX - REFUERZO DE TROPAS / BOMBARDEO SOBRE ITÁ IBATÉ. / ULTIMO COMBATE EN ITÁ IBATÉ,

CAP. XX - RECEPCIÓN OFICIAL EN ITÁ IBATÉ, / SAQUEO EN ASUNCIÓN


SEGUNDA ÉPOCA

PRIMERA PARTE

1869-1870

CAP. I - REORGANIZACÍÓN DE NUESTRO EJÉRCITO / OCUPACIÓN DEL PASO DE LA CORDILLERA DE AZCURRA / ESTABLECIMIENTO DE IBICUÍ Y SU ASALTO / ARRIBO DE LOS BUQUES ENEMIGOS EN MANDUVIRÁ / OCUPACIÓN DE PIRAYÚ / EL GRITO DE LA INJUSTICIA / TRAICIÓN CASTIGADA / COMBATE DE TUPIPITÁ / EL ATAQUE EN SAPUCAY / COMBATE DE IBITIRNÍ / COMBATE EN EL PASO DE YUTY / COMBATE EN EL PASO DEL TEBICUARÍ.

 

PRIMERA SECCIÓN

CAP. II - EL SIMULACRO DE GOBIERNO EN ASUNCIÓN.

CAP. III - ASALTO DE LA PLAZA DE PIRIBEBUY.

CAP. IV - RETIRADA DEL EJÉRCITO PARAGUAYO POR LA CORDILLERA DE AZCARRA / COMBATE EN EL CAMPO DE BARRERO GRANDE.

 

SEGUNDA SECCIÓN

CAP. V - EL MARISCAL LÓPEZ Y EL DR. PARODI. / EN EL MONTE DE CARAGUATAY / RETIRADA DEL MARISCAL LÓPEZ CON EL PRIMER CUERPO DE LA DERECHA DE YHAQUIC PARA SANTANI / COMBATE EN EL ARROYO HONDO

CAP. VI - OCUPACIÓN DE SAN ESTANISLAO / DEFECCIONES DESCUBIERTAS EN SANTANÍ / DECLARACIONES, NUEVA CAPITAL PROVISORIA

 

SEGUNDA PARTE

CAP. VII - LAS OCURRENCIAS EN LA CAPITAL PROVISORIA DE SAN ISIDRO / COMBATE EN BELÉN-CUÉ

CAP. VIII - COMBATE EN LA CAPILLA DE TACUATÍ / COMBATE EN EL PASO DE LA CORDILLERA DE SAN JOAQUÍN /  COMBATE EN CURUGUATY DESPUÉS DE ABANDONADA LA VILLA

CAP. IX - COMBATE EN ITANARA-RNÍ / EVACUACIÓN DE LA CAPITAL PROVISORIA CURUGUATY (SAN ISIDRO) / EVACUACIÓN DE IGATIMÍ

CAP. X - EVACUACIÓN DEL CAMPO DEL ARROYO GRANDE / EN EL RÍO VERDE / EVACUACIÓN DEL PANADERO

CAP. XI - COMBATE EN LOMA-RUGUÁ, JURISDICCIÓN DE VILLA DE SAN PEDRO / RETIRADA DEL EJÉRCITO DEZANJA-JHÚ

CAP. XII – DESERCIONES EN LA  MARCHA / PASAJE DEL RÍO AMAMBAY Y CORRIENTES / CAMPAMENTO EN CAPIHIVARI-LAGUNA / CAMPAMENTO EN CERRO-CORÁ / DESERCIONES EN CERRO CORÁ

CAP. XIV - ÚLTIMO COMBATE EN EL CAMPO DE CERRO-CORÁ

CAP. XV - LOS PRISIONEROS DE CERRO CORÁ MARCHAN A VILLA CONCEPCIÓN EN PODER DE SUS VENCEDORES

CAP. XVI - LA CALUMNIA DE LA MAYOR INGRATITUD

ANEXO - DOCUMENTOS HISTÓRICOS

 


 

PRÓLOGO

El autor de estos apuntes históricos fue actor principal en la guerra de la Triple Alianza contra el Paraguay.

Nacido en Asunción en 1823, hizo sus estudios en las escuelas de esta capital y muy joven ingresó en el Ejército nacional. En 1843 era ya "subteniente del primer Escuadrón de Caballería de la Capital", según un documento del Archivo Nacional.

Tomó parte en la Campaña de Corrientes contra Rosas, en 1845, recibiendo sus despachos de teniente a su regreso al país. En 1849 era uno de los oficiales más distinguidos de nuestra caballería y formaba parte del Ejército que comandaba en Paso de Patria el general Francisco Solano López: El 8 de Noviembre de ese año fue ascendido a Capitán. El gran organizador empieza a destacarse entre sus compañeros de armas. El futuro Mariscal advierte sus cualidades superiores y le confía frecuentes comisiones, de las que sale siempre airoso. Al estallar la guerra con el Imperio del Brasil era ya coronel y uno de los jefes más prestigiosos de nuestro Ejército.

En las vísperas de la conflagración fue enviado a Concepción para organizar un destacamento de caballería en esa plaza. Rotas las hostilidades con la captura del Marqués de Olinda, vino, en seguida, la invasión de Matto Grosso. Resquín, nombrado jefe de la "División del Norte ", recibió orden de marchar por tierra, mientras el coronel Barrios lo hacía por agua, remontando el río en los buques de nuestra escuadra. Terminada esta victoriosa campaña, fue llamado a Humaitá. Allí recibió su ascenso a general, el 24 de junio de 1865, y fue nombrado segundo jefe de la "División del Sud ", que comandaba Robles, y “jefe especial” de toda la caballería.

Comprobada la traición del General Robles, asumió Resquín el mando en jefe de nuestro Ejército.

Dentro del plan estratégico del Mariscal López, las fuerzas que operaban en el territorio correntino debían buscar en la frontera de Entre Ríos su unión con da columna que  operaba por Rio Grande, para marchar juntas sobre el Uruguay, donde se contaba con el eficaz apoyo de buena parte del país hermano. Pero Robles y Estigarribia fueron inferiores a su difícil misión. Cometieron errores lamentables y hasta cayeron envueltos en las redes del enemigo, malogrando los propósitos de nuestro alto comando, que pudo imponer su ley en el Rio de la Plata "al frente de cuarenta mil soldados invencibles", al decir del Doctor Estanislao Zevallos, dando otro rumbo a la historia de lo que él llama "la civilización política de la América del Sud".

Después del desastre de Uruguayana, el general Resquín recibió orden de evacuar el territorio enemigo. El 3 de octubre de 1865 inició la contramarcha, transportando en perfecto orden toda su impedimenta. Y con la escuadra enemiga a la vista hizo el pasaje del caudaloso Paraná, acampando en Paso de Patria con la totalidad de sus tropas (27.000 hombres de las tres armas) el 30 del mismo mes.

En la primera gran batalla de Tuyutí, comandó toda la caballería que operó sobre el flanco derecho y la retaguardia del enemigo. Después y durante toda la guerra fue, al lado del Mariscal López, el jefe efectivo de nuestro Estado Mayor, prestando servicios invalorables en la organización y reorganización constante de nuestras tropas, diezmadas en duras batallas y en las más penosas operaciones. Y fue, siempre, la lealtad y la abnegación. Llegó a Cerro Corá con las palmas de general de división, luciendo sobre su pecho gloriosas condecoraciones. Sobrevivió a la matanza final y fue llevado prisionero al Brasil. El Presidente Gill reclamó sus servicios y fue así, antes de morir, el organizador de nuestro primer ejército después de la guerra. Pasó sus últimos años en San Pedro, donde falleció rodeado del respeto de sus compatriotas.

Hay que reconocer que el general Francisco Isidoro Resquín fue hasta morir, y sin que jamás declinara su altivez en medio del infortunio de su generación, fiel a su tradición patriótica y consecuente con su lealtad al hombre extraordinario que fue su jefe y compañero en el martirologio nacional.

La "mentalidad de vencido; no reza con él. Su paraguayismo orgulloso se exacerba con la derrota. Vencido, habla imperativamente, como un vencedor, condenando con iracundia el crimen de la Triple Alianza, apostrofando a la traición triunfante y rindiendo homenaje al heroísmo desgraciado de los que fueron sus camaradas, sin caer nunca en la debilidad de los que aplastados por el ambiente, parecieron renegar de su propia gloria, si es que no blasfemaron contra el que fue la encarnación de la Patria.

Y he ahí el mérito mayor de estos apuntes históricos. Resquín es en ellos el Paraguay altivo, el Paraguay insobornable, el Paraguay orgulloso de su pasado que se yergue sobre sus escombros, para decir su verdad, sin miedo ni vacilaciones. No busca como otros, atenuantes a su intervención en los tribunales militares que juzgaron sin piedad a los que conspiraron frente al enemigo o con el enemigo; no se escuda en el Mariscal López para eludir su personal responsabilidad. Denuncia la traición, insiste en ella, y es implacable con los que cayeron en tan nefando crimen. Hay en sus palabras el fuego comunicativo de la sinceridad. Un hombre que habla así no miente. Su testimonio es definitivo y no admite dudas.

Un historiador brasileño, Joaquín Pintos de Campos, en un libro consagrado a Caxias y publicado en 1878, dice que posee "un voluminoso y precioso manuscrito, todo de puño y letra del general Resquín, su autor". Y agrega: "es una interesante memoria sobre el Paraguay, desde su independencia, abrazando su primera parte la guerra del Paraguay hasta la rendición de Angostura. Este trabajo dá una elevada idea de las dotes de su autor y hace honor a su ilustración y a su modestia. Tiene pasajes que recuerdan los comentarlos de César". No puede darse un elogio mayor Desgraciadamente aquella memoria no es la que hoy prologamos. Esta, desde, ya, es muy breve y comienza en 1852, en tanto que el publicista brasileño habla de una obra voluminosa, que arranca 1810: Quiere decir que ese trabajo del General Resquín cayó en poder de los brasileños y hubo de escribir otros apuntes, que son los conocidos entre nosotros.

Imposible dudar de la autenticidad del documento que poseía Pintos de Campos. En los largos fragmentos que publica está el estilo inconfundible de Resquín, si bien su lenguaje es menos lacónico y más cuidado. Debemos tratar de encontrarlo, para obtener, al menos, una copia. Tal vez pertenezca hoy a la Biblioteca Nacional de Río. Y bien puede ser que esté guardado en el Archivo de Pernambuco, donde nació el biógrafo de Caxias.

Finalmente, hay que decir que el original de los "Datos Históricos" de Resquín se ha perdido. Solo poseemos malas copias a las que hay que atribuir los errores que contienen. Esto aumenta el valor de los manuscritos que tuvo en sus manos el autor brasileño citado y la necesidad de encontrarlos.

JUAN E. O'LEARY


 

MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL

GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, REVISTANDO TROPAS PARAGUAYAS

EN EL CUARTEL GENERAL, EN PASO PACÚ, PARA LA

BATALLA DE TUYUTÍ

Óleo del artista HÉCTOR DA PONTE

 

 

PRIMERA PARTE

CAPÍTULO I

LÍMITE ENTRE EL PARAGUAY Y EL BRASIL

 

En el mes de Mayo de 1850, el gobierno del Paraguay, en plena paz con el gobierno del Brasil, recibió aviso del comandante de la villa del Divino Salvador, de que había bajado de Matto Grosso una fuerza de artillería é infantería brasileña, cuya fuerza desembarcó en el cerro de Pan de Azúcar, arriba de la confluencia del río Apa sobre la costa izquierda del río Paraguay, donde estaba levantando algunas trincheras.

Como era natural, grande fue la sorpresa que al gobierno paraguayo produjo semejante noticia, pues no se explicaba este nuevo género de invasión, cuando dicha zona se hallaba sometida a un arreglo de límites, y cuando, precisamente, residía cerca del gobierno del Paraguay un agente diplomático brasileño, don Pedro Alcántara Bellegarde, encargado especial de estudiar aquella cuestión de límites para ilustrar a su gobierno.

Sin embargo, don Carlos Antonio López quiso emplear todo arbitrio que pudiese impedir un conflicto sangriento, y al efecto acordó con el señor Bellegarde, que este se encargara como se encargó, de aconsejar al presidente de Matto Grosso la retirada de las fuerzas, hasta que se resolviera la negociación pendiente.

Desgraciadamente no produjeron resultado alguno los buenos oficios del señor Bellegarde, y fue necesario el empleo de las armas, dándose para el efecto al capitán de artillería, don Simón Antonio Villamayor, el mando de una flotilla, con tropas de desembarque, y el encargo de limpiar la isla, donde las fuerzas brasileñas se habían atrincherado.

Habiendo llegado el capitán Villamayor frente del punto ocupado por las fuerzas brasileñas, hizo notificar al jefe de éstas la inmediata desocupación de la isla, y como a ello se negara el comandante brasileño, mandó desembarcar sus tropas el capitán Villamayor, las que después de un reñido combate lograron hacer desalojar, en completa derrota, a las fuerzas brasileñas.

Las bajas que en esa acción hubieron, tanto de una como de la otra parte, han sido trece muertos y bastantes heridos brasileños, y por nuestra parte, veinte heridos y nueve muertos.

Después de haber recuperado la isla, y de permanecer en posesión de ella algún tiempo, el capitán Villamayor regresó a la Asunción con la gloria de haber cumplido su deber, mediante el concurso de un puñado de valientes.

Después de aquellas pruebas, el gobierno del Brasil no tardó en manifestar al del Paraguay, las intenciones pacíficas que abrigaba, reprobando oficialmente semejantes avances del presidente de Matto Grosso, y dejando todo en el estado en que se hallaba hasta un arreglo definitivo de límites, sin que ocasionare ningún rompimiento de las buenas relaciones entre ambas naciones, ni menos derramamientos de sangre, por estas cuestiones, iniciando así una política de paz y concordia para lo futuro.

Más tarde, en 1852, en vista de estas buenas manifestaciones, el gobierno del Paraguay acreditó una misión en la corte del imperio del Brasil, proponiendo un acuerdo de límites, con la base de que quedara neutral la zona comprendida en los ríos Apa y Blanco, para servir de separación entre ambos estados, quedando así definitivamente tranzada la cuestión de los límites, en la frontera Norte de la República  con el Imperio.

No obstante de las buenas intenciones manifestadas por el Brasil, éste  rehusó terminantemente la indicada base de neutralidad, propuesta por el gobierno del Paraguay, por cuya causa, a principio del año 53, quedaron rotas las negociaciones entre ambos estados.

En el mes de Mayo del mismo ano 53, el encargado de negocios del gobierno del Brasil, don Felipe Pereira. Leal, presentó al gobierno del Paraguay un proyecto de navegación Y conjuntamente con él, un tratado de límites, que contenía el ultimátum de que el Paraguay reconociese al Brasil la derecha del rio Apa frontera Norte de la República

Ante una imposición tan inesperada y exagerada, el gobierno del Paraguay se vio obligado a enviar su pasaporte al referido señor Leal, y el 12 de Agosto del referido año 53 comunicó oficialmente al gobierno del Brasil el proceder que había tenido que observar con su encargado de negocios.

El Brasil no contestó a esta resolución, pero a principio del año 54 mandó a don Pedro Oliveira como ministro plenipotenciario, y con una escuadra numerosa que arribó hasta las Tres Bocas, aguas paraguayas, y de allí solicitó a nuestro gobierno entrar en negociaciones definitivas de límites y navegación.

El gobierno de nuestra república le contestó que estaba pronto para entrar en dichos arreglos desde que el ministro Oliveira viniera a la Asunción con un Solo vapor, dejando la escuadra en las Tres Bocas

Así lo hizo el señor Oliveira, y recibido con las formalidades de estilo por el gobierno del Paraguay, entró en conferencias sobre dichos arreglos con el plenipotenciario paraguayo, general don Francisco Solano López, y convinieron en la navegación del alto Paraguay hasta Matto Grosso, por buques brasileños, dejando aplazados por diez años los arreglos definitivos de límites

Poco tiempo después se supo que el gobierno del Brasil había desaprobado la conducta de su plenipotenciario, razón por lo que se le había sometido a un consejo de guerra, a causa de la moderación humillante que observó, teniendo una escuadra para imponerse.

Es que el gobierno del Brasil ignoraba que el gobierno del Paraguay no se había descuidado en tomar medidas enérgicas, para responder a las imposiciones del señor Oliveira por lo pronto, había puesto en movimiento el cuerpo de ejército, acampado en el Paso de la Patria, con orden de ocupar el campo de Humaitá. Este cuerpo se componía de veinte mil hombres, y era mandado por el general López.

Con esa fuerza, se procedió inmediatamente a 1evantar trincheras sobre la costa del Paraguay repartiéndose en todas ellas 126 piezas de artillería, hasta el calibre de 62, y al mismo tiempo se hizo marchar del campamento.de reserva de «Santa Teresa», una di visión de cuatro mil hombres de las tres armas, al mando del entonces coronel de caballería, don Francisco Isidoro Resquín.

Esta división ocupó la frontera de la Villa Encarnación sobre el río Paraná, con el fin de impedir el paso libre de las fuerzas brasileñas que debían venir de San Borja a pasar por Candelarias

Pero a pesar del consejo de guerra a que fue sometido el señor Oliveira y demás disposiciones tomadas por el Brasil, aquellos tratados quedaron subsistentes, y el conflicto desapareció entonces, pues la cuestión de límites quedaba solamente aplazada basta el año 1864.


LÍMITES PARAGUAYOS - ARGENTINOS

En 1852, el director provisorio de la Confederación Argentina, general don Justo José de Urquiza, despachó cerca del gobierno paraguayo un enviado especial, con suficientes poderes para la resolución de todas las cuestiones pendientes entre ambos Estados

En tal virtud, el 15 de Julio de 1852 se asustó, concluyó y firmó con dicho enviado especial argentino doctor don Santiago Derqui, un tratado de límites, navegación y comercio, que dejaba resueltas las tres más graves cuestiones que entre los dos países había.

En ese tratado se reconocía que el Paraguay es una nación soberana e independiente de todo poder extraño y se fijaban los límites, declarándose que la navegación de los ríos Paraguay, Paraná y sus afluentes, sería libre para el pabellón paraguayo y para el argentino:

Además, por medio de aquel tratado, el gobierno del Paraguay cedía al de la Confederación Argentina el territorio que desde tiempo inmemorial tenía sobre la izquierda del río Paraná, en la frontera Sud de la República. Esta cesión fue compensada con el reconocimiento de que el río Paraguay pertenece de costa costa, con perfecta soberanía, a esta nación, hasta su confluencia en el río Paraná.

Canjeado y ratificado el tratado de 15 de Julio de 1852, con calidad de someterlo a la aprobación del soberano congreso, el 20 de Noviembre del mismo año 52, se reunió el argentino en la provincia de Santa Fe, y aprobó, en general, todos los actos del director provisorio.

En la confianza que inspiraba la ratificación y canje por las altas partes contratantes, el gobierno del Paraguay mandó desocupar los puntos militares cíe Loreto, San Miguel, San Carlos y San José, a la izquierda del río Paraná; pero antes de concluirse la retirada de las tropas que guarnecían aquellos puntos, se supo que había estallado un movimiento revolucionario en la ciudad de Buenos Aires contra el director provisorio, y en precaución de los resultados que pudieran tener aquellos sucesos, se resolvió mantener la ocupación militar de dichos puntos.

Esta deliberación fue comunicada oportunamente al ministro argentino, para que la pusiera en conocimiento de su gobierno, con la protesta de que se evacuaría el territorio de la izquierda del Paraná, tan pronto como el tratado de 15 de Julio de 1852 quedara  exento de toda eventualidad.

En virtud de estos antecedentes permanecieron aquellos puntos militares guarnecidos, tamo siempre, por tropas paraguayas.

Con fecha 8 de Agosto de 1853, el gobierno del Paraguay recibió una nota del director provisorio de la Confederación Argentina, reclamando la entrega de las Misiones, que llamaba argentinas; y desentendiéndose del precitado tratado de 15 de Julio de 1852, así como de su aprobación por el congreso.

Don Carlos Antonio López ha contestado el 28 de Octubre del mencionado año 53, manifestando que estaba pronto a la entrega del territorio reclamado, desde que los congresos paraguayo y argentino aprobaran el tratado de 15 de Julio de 1852.

En este estado se mantuvieron los arreglos de límites, entre la República del Paraguay y Argentina, hasta las ulteriores consecuencias, las cuales son en parte conocidas de muchas personas.


COMBATE DE CORRALES (31 de enero de 1866)

 

 

CAPITULO II

 

COMIENZO DE LOS TRATADOS SECRETOS POR LOS PODERES DE LA TRIPLE ALIANZA CONTRA EL GOBIERNO DE LA REPÚBLICA DEL PARAGUAY - El, COMITÉ REVOLUCIONARIO EN LA CIUDAD DE BUENOS AIRES POR PARAGUAYOS QUE SE PRONUNCIARON CONTRA EL GOBIERNO DE SU PATRIA - TRATADO DE ALIANZA DE LOS GOBIERNOS PARAGUAYO Y ORIENTAL -MANIFIESTO DEL GOBIERNO DEL PARAGUAY AL DEL BRASIL - RETIRADA DEL MIINISTRO BRASLLERO RESIDENTE EN LA ASUNCIÓN-DETENCIÓN DEL VAPOR BRASILERO MARQUEZ DE OLINDA» EN  RADA DE LA ASUNCIÓN.


Es del dominio público que á fines de 1862, el gobierno de la República Argentina, por intermedio de su ministro en el Brasil, señor Mármol, abrió negociaciones secretas con el gobierno brasileño de Río Janeiro, misterio que en aquel tiempo no se llegó a comprender, pero que los hechos han venido a explicarlo más tarde, con notables sacudimientos políticos.

Para comenzar los planes de la triple alianza contra el Paraguay, el general don Bartolomé Mitre, presidente de la Argentina, de acuerdo con el gobierno del Brasil, el 18 de Abril de 1863 lanzó al general don Venancio Flores que se encontraba emigrado en Buenos Aires, en revolución contra el gobierno de su patria, la República Oriental.

Hecho que se llevó a cabo inducido por el gobierno de don Bartolomé Mitre y su círculo, contando de antemano con el oro del Brasil.

De acuerdo con los movimientos del general Flores contra el gobierno legal de su patria la República Oriental, el autor de la triple alianza don Bartolomé Mitre, presidente de la República Argentina hizo también funcionar en la ciudad de Buenos Aires, alimentada por la prensa asalariada, el célebre comité revolucionario de algunos paraguayos descontentos con el gobierno de su patria, encabezados por Fernando Iturburu, Carlos Loizaga, Juan Francisco Decoud y José Bedoya, los cuales recibieron del gobierno de Mitre varios grados militares hasta el de teniente-coroneles, en recompensas de los servicios que deban de prestar contra su patria, a favor de los intereses de la triple alianza.

En presencia de las hostilidades que los gobiernos argentino y brasileño abrían contra el oriental, este recurrió a las vías diplomáticas, al ver en inminente peligro la soberanía y la independencia de su territorio y en 1864 se dirigió al gobierno paraguayo, proponiéndole una alianza ofensiva y defensiva contra los avances de aquellos otros dos gobiernos.

Don Francisco Solano López, presidente de la República del Paraguay, aceptó la proposición, y el 30 de Agosto de dicho año 64 dirigió un manifiesto al gobierno del emperador del Brasil, protestando contra la ocupación del territorio de la República Oriental, por fuerzas imperiales, en virtud de considerarlo un ataque directo contra la soberanía de aquel país, y por consiguiente, contra el Paraguay.

Terminaba el mariscal López su manifiesto, disidiendo que, si desgraciadamente sucediera tal caso, el gobierno de la República del Paraguay opondría por su parte todos los medios a su alcance, para impedir semejante agresión.

De estos hechos, los gobiernos argentino y brasileño sacaron pretextos para culpar como provocador de la guerra al gobierno del mariscal López, que no tenía ambición de aniquilar y cortar su progreso material a sus vecinos, y más bien esperaba una resolución pacífica para las cuestiones de límites.

Inmediatamente que el ministro brasileño en la Asunción tuvo conocimientos de la protesta de 30 de Agosto de 1864, pidió su pasaporte para Río Janeiro, declarando rotas las relaciones amigables del gobierno imperial con el del Paraguay, y con la resolución indeclinable de que su gobierno no podía retroceder de la ocupación del territorio de la República oriental.

Este hecho es natural, puesto que el ministro brasileño estaba informado de los planes de la triple alianza contra el Paraguay, sabía muy bien que ésta no podía realizarse sin que antes desapareciera el gobierno legal de la República Oriental.

Cuando se hallaban rotas las relaciones amigables del gobierno imperial con el de la República del Paraguay por la declaración del ministro brasileño a su retirada a Río Janeiro a consecuencia de la protesta del 30 de Agosto de 1864, el gobierno de la República del Paraguay mandó detener en la rada de la Asunción, como presa de guerra, al vapor brasileño “Márquez de Olinda” con su tripulación y cargamento de artículos bélicos, dirigidos a la provincia de Matto Grosso por las aguas del Alto Paraguay.

 

 

GENERAL BERNARDINO CABALLERO

Óleo del artista PABLO ALBORNO, 1913

 


OCUPACIÓN DEL TERRITORIO ORIENTAL POR LAS FUERZAS BRASILEÑAS - ALIANZA DEL REBELDE GENERAL FLORES CON EL GENERAL BRASILEÑO MENA BERRETO - BLOQUEO DE LA CIUDAD ORIENTAL POR FUERZAS BRASILEÑAS DE MAR Y TIERRA.- SOLICITUD DEL GOBIERNO DEL PARAGUAY AL ARGENTINO, PARA EL PASO DEL EJÉRCITO PARAGUAYO POR TERRITORIO ARGENTINO - TRATADO SECRETO DE LA TRIPLE ALIANZA CONTRA EL GOBIERNO DE LA REPÚBLICA DEL PARAGUAY - DECLARACION DE GUERRA DEL GOBIERNO ARGENTINO AL DEL PARAGUAY Y DE ÉSTE AL ARGENTINO.


A fines de 1864, el gobierno del Brasil mando ocupar el territorio  oriental con un ejército de diez mil Hombres de las tres armas, al mando del general Mena Barreto, y una escuadra al mando del vizconde de Tamandaré, para apoyar el ultimátum que debía notificarse al gobierno de aquella república, por el ministro brasileño don José Antonio Saraiva:

Y en esa época el general Flores, jefe de la revolución, se Hallaba en los mayores apuros, efecto de las persecuciones que sin descanso le hacían las fuerzas legales del gobierno oriental.

Pero como necesariamente tenía que triunfar la revolución, para entrar el general Flores a ocupar su puesto de tercer aliado, el comandante en jefe de aquel ejército brasileño se alió con aquél para combatir el gobierno de dicho país.

El 2 de Enero de 1865 los generales Flores y Mena Barreto al frente de once mil hombres de las tres almas, marcharon sobre la plaza de Paysandú, defendida por dos mil soldados del gobierno, a las órdenes del general don Leandro Gómez, quienes después de un reñido combate, fueron vencidos, y el general Gómez asesinado por orden de los generales Flores y Mena Barreto.

"Triunfantes los generales aliados, cargaron sobre Montevideo, reforzando de paso la escuadra de Tamandaré con fuerzas de desembarque, y el 27 de Enero del dicho año 65 este jefe mandó desembarcar las tropas de infantería en el puerto de Santa Lucía, para preparar las próximas operaciones, de acuerdo con el ejército terrestre.

Hecho esto, el ministro Saraiva notificó a gobierno oriental, con fecha 2 de Febrero del mismo año, el bloqueo de aquella ciudad por fuerzas de mar y tierra, fundando sus razones en la desatención de las deudas contraídas anteriormente por el gobierno de la República Oriental con el gobierno del Brasil.

Después de haber empleado el gobierno oriental todos los medios a su alcance para sostener su soberanía, y no pudiendo conseguir salvar sus derechos, fue forzado a una capitulación, dejando el gobierno en manos de los poderes de la triple alianza.

El general Flores fiel aliado del gobierno del Brasil, se hizo cargo de él, con el título de presidente de la República Oriental, el 28 de Febrero de 1865.

Como el gobierno del Paraguay había y a declarado al del Brasil su oposición a que éste ocupara el territorio oriental, se dirigió al gobierno argentino solicitando permiso para pasar por su territorio el ejército paraguayo, con el fin de prestar al gobierno oriental el prometido auxilio contra los avances de que era víctima; pero el gobierno argentino no sólo no contestó, sino que ni siquiera acusó recibo de dicha solicitud; y no solamente se limitó a esto el citado gobierno argentino del general don Bartolomé Mitre sino que hizo detener al que era portador de dicha solicitud valiéndose de fútiles pretextos, y cuyo individuo vive actualmente en la ciudad de Buenos Aires. (1)

El 1° de Mayo de 1865 los gobiernos de la triple alianza de las repúblicas Argentina, Oriental, y el del imperio del Brasil, reunidos en la ciudad de Buenos Aires por intermedio de sus respectivos representantes, acordaron, después de algunas apariencias de conferencias, y firmaron el tratado secreto contra el gobierno de la República del Paraguay, bajo el velo de las ofensas hechas a las banderas brasilera y argentina, quedando sin que pudiese pretestar ofensa alguna con dicho tratado, la bandera oriental.


Entre otros artículos del citado tratado de la triple alianza, estaba consignado que con el triunfo de sus armas deben llevar hasta derrocar del poder al gobierno de la República del Paraguay, para imponer la nación paraguaya, después de su postración, las siguientes humillaciones: 1° La ocupación militar de la República del Paraguay, por las fuerzas de la triple alianza, por espacio de cinco años para hacer efectivas, por influencia de las armas, todas las clausulas de los tratados con el nuevo gobierno impuesto a la nación paraguaya. 2° El desarme completo y demolición de todas las baterías que existieren en el territorio paraguayo. 3º El fajamiento de los límites de la República del Paraguay. 4° La indemnización de todos los perjuicios y los gastos de la guerra.

El 9 de Mayo de 1865 el gobierno de la República Argentina declaró la guerra al gobierno de la República del Paraguay-, fundando el considerando del decreto en la ofensa hecha á la bandera argentina en la ocupación de la provincia de Corrientes y apresamiento de los vapores de guerra con bandera argentina, con otros motivos de peso, entre los cuales menciona la declaración de guerra del gobierna del Paraguay hecha al gobierno argentino, cuyo tenor es como sigue: «Que posteriormente, y cuando se habían practicado estos hechos agresivos, ha llegado a conocimiento de este gobierno la declaración de guerra hecha por el gobierno del Paraguay a la nación argentina».

Esta última palabra no es la verdad; la declaración de guerra del gobierno del Paraguay es hecha al gobierno de Mitre y no a la nación argentina.

El gobierno de la República del Paraguay que no podía desatender los avances de sus vecinos que de muchos años atrás se empeñaban en disputar sus valiosos territorios sin ningún título ni derechos para ellos, inmediatamente se puso en pie a favor de la grande idea de conservación sancionada por la humanidad y la razón, bajo cuyos principios de equidad y justicia, tomó la inquebrantable resolución de vencer o morir hasta verse salvada la independencia y soberanía nacional.


(1) Según hemos podido informarnos, la persona á que se refiere, murió en 1895 en Buenos Aires.

 

 ILUSTRACIONES:

 

 

BATALLA DE TUYUTÍ, 3 DE NOVIEMBRE DE 1867,

Óleo de PABLO ALBORNO 

 

 

 

LÓPEZ Y MITRE EN LA ENTREVISTA DE YATAITY CORÁ

 

 

 

ENTREVISTA EN YATAITY CORÁ

MARISCAL FRANCISCO S. LÓPEZ, VENANCIO FLORES Y GRAL. MITRE.

 

 

 

EVACUACIÓN DE HUMAITÁ

 

 

 

PALACIO DE LÓPEZ, DESDE LA BAHÍA

LUEGO DEL BOMBARDEO DE LAS TROPAS BRASILERAS

Óleo de IGNACIO NÚÑEZ SOLER

 

 

 


MURAL "HACIA CERRO CORÁ".

Últimos restos del Ejército Paraguayo que acompañó al Mariscal López

Obra de pintor ROBERTO HOLDEN JARA, 1960

 

 

Como se vería esta obra en tu Sala?

Selecciona un color de la pared:

MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, 1941 (Óleo de HÉCTOR DA PONTE)


Rompecabezas (Entretenimiento)


MARISCAL FRANCISCO SOLANO LÓPEZ Y EL GENERAL JOSÉ EDUVIGIS DÍAZ, 1941 (Óleo de HÉCTOR DA PONTE) 

 




Compartir FB

Ver Perfil y otras Obras del Autor...


 

Leyenda:
Solo en exposición en museos y galerías
Solo en exposición en la web
Colección privada o del Artista
Catalogado en libros en artes visuales o exposiciones realizadas
Venta directa
Obra Robada

Buscador PortalGuarani.com de Artistas y Autores Paraguayos
 

Portal Guarani © 2014
Oficina: Asunción Super Centro - Gral. Diaz entre 14 de Mayo y 15 de Agosto - Local 372, 2do. Piso
TeleFax.: 451-486, Celular: 0981 564-220 - Contacto: info@portalguarani.com
PortalGuarani.com en fuente oficial de informaciones e imágenes del Paraguay para Wikipedia.org
Asunción - Paraguay - Proyecto Desarollado por Apunto

Portal Guarani, Es declarado de Interés Cultural Nacional Portal Guarani, Es declarado de Interés Cultural Municipal Portal Guarani, Ganador Doble del WSA